REGIONAL SALUD

Recomendaciones: Protéjase del sol en su ambiente laboral

Este jueves 4 de febrero es el Día Mundial Contra el Cáncer.

Cuidado con el Cancer a la pielLa alta radiación ultravioleta y temperaturas que han superado los 30ºC pueden generar efectos adversos en nuestra salud, si no se cuenta con condiciones laborales idóneas o no se toman medidas de prevención adecuadas. Es por eso que tener en consideración algunas recomendaciones puede ayudarnos a estar mejor preparados.

Durante el verano debemos extremar los cuidados ante la exposición solar, dado que las estadísticas reflejan que la situación es preocupante, producto de la radiación ultravioleta que está en su punto más alto. De acuerdo a un estudio de la Corporación Nacional del Cáncer CONAC, esta temporada estival la abertura de la capa de ozono será la más grande en 35 años, al mismo tiempo que pronosticó la mayor radiación UV de los últimos ocho.

Es por ello que los cuidados en esta época no están demás, dado que se incrementa la afluencia de personas que se exponen al sol, donde nuestro ambiente laboral si es al aire libre, queda expuesto a condiciones que pueden dañar la piel. Sin embargo, y aunque los rayos solares aportan importantes beneficios a la salud, cuando no se protege la piel de forma adecuada se corre el riesgo de sufrir una enfermedad cutánea.

La piel es la parte del cuerpo más visiblemente afectada, viéndose propensa a insolaciones, quemaduras, envejecimiento prematuro, cataratas en los ojos e, incluso, desarrollo de cánceres y otros problemas cutáneos relacionados con la alta radiación ultravioleta, indica el director de la Unidad de Calidad de Vida de Mutual de Seguridad CChC, doctor Christian Vuskovic.

¿Qué hacer para evitar efectos?

* Utilizar bloqueador solar diariamente y escogerlo de acuerdo a cada tipo de piel. Lo recomendable es que sea de un factor de protección 30 o superior y que se aplique media hora antes de la exposición al sol, volviendo a aplicarlo durante el día.

* Es recomendable tratar de adaptar los horarios de trabajo, para evitar labores al aire libre cerca del mediodía, cuando los rayos solares llegan con mayor intensidad. Lo ideal es realizar las tareas al aire libre a primera hora de la mañana.

* Quienes trabajan bajo el sol, además, deben contar con mallas o sombrillas en puestos de trabajo fijos, esparcimiento o alimentación.

* Cuando se realicen actividades al aire libre, siempre hay que considerar proteger la cabeza con un sombrero (hay actividades que contemplan cascos con paños), además de cuidar los ojos con unas gafas con protección UV.

* La ropa es un factor clave: ésta debe intentar cubrir zonas sensibles, como brazos y cuello, pero, al mismo tiempo, se debe privilegiar tejidos de colores claros, ligeros y permeables, para evitar el aumento de la temperatura corporal y favorecer la transpiración.

* En esa línea, se debe evitar el uso de telas sintéticas, que generan y acumulan calor, y favorecer algodones con trama tupida.

* Para evitar la deshidratación -es decir, que se pierda más agua de la que se ingiere- hay que beber abundante líquido, sin esperar que le de sed y, por lo menos, una vez cada 30 minutos, si se encuentra en actividad continua. Hay que tener en cuenta que una persona común puede sudar hasta 2 litros por hora.

* Al mismo tiempo, lo aconsejable es no ingerir alcohol y medir el consumo de café, ya que ambos tienen como efecto secundario la deshidratación. El alcohol es diurético y las bebidas que lo contienen en 4% o más, como la cerveza, tienden a volver más lento el proceso de recuperación.

Finalmente, es importante que los empleadores y trabajadores que se encuentran expuestos a diario al sol y el calor tengan conciencia de la peligrosidad de esta condición laboral, para tener un plan de trabajo idóneo y que cuente con las máximas medidas de prevención.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.