GOBIERNO INTERNACIONAL REGIONAL SEGURIDAD SOCIEDAD

Presidente Correa denuncia que algunos se opusieron a Cumbre de UNASUR en desagravio a Morales

Presidente Rafael Correa de EcuadorEl presidente de Ecuador, Rafael Correa, denunció este jueves por la noche, que algunos países miembros de la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR), que se reúne en la ciudad boliviana de Cochabamba, se opusieron a instalar una cumbre de desagravio al presidente Evo Morales Ayma, privado de sus inmunidades internacionales por 4 países de Europa.

Correa aseguró ante los asistentes que se reunieron en el Coliseo Cerrado de Cochabamba, que «No ha sido fácil llegar, no se ha podido hacer una Cumbre de Presidentes de UNASUR, tenemos una reunión de presidentes pero no una Cumbre porque los estatutos hechos por la burocracia (?) que sirven para que no se haga nada, porque por ejemplo para tener una Cumbre de Presidentes se requiere el consenso de todos los miembros y hubo países que se opusieron, bloquearon, esta Cumbre de Presidentes».

Brasil envió a su consagrado diplomático Marco Aurelio, asesor en asuntos exteriores del ex presidente Lula y de la actual jefe de Estado, Dilma Rouseff.

La cita de Cochabamba extrañó a los jefes de Estado de Perú, Ollanta Humala; de Chile, Sebastián Piñera y de Colombia, Manuel Santos.

Paraguay -cuyo gobernante Federico Franco, que asumió el poder tras la destitución del mandatario Fernando Lugo en 2012- no goza de la homologación eventual de la UNASUR.

Correa cuestionó esa actitud al señalar que si UNASUR no responde ante esa agresión, entonces, a qué intereses responde, por lo que instó a los países a «graduarse de colonias o perpetuarse como Estados libres, dignos, independientes y soberanos».

«En todo caso no pudieron impedir la reunión de presidentes y nuevamente todo nuestro respaldo a nuestra querida Bolivia, lo que es con Bolivia es con todos los compatriotas», afirmó.

Asimismo, el Presidente de Ecuador reveló una ‘doble moral’ de parte de Estados Unidos por espiar al mundo a través de un programa informático y por ejercer su potencia al restringir el tránsito del avión de Morales por Francia, Italia, Portugal y España ante sospechas infundadas del traslado del ex agente de seguridad estadounidense, Edward Snowden, reclamado por Washington.

«Qué hubiera pasado si fuera Venezuela, Cuba, Bolivia o Ecuador los que hubiéramos espiado a nuestros ciudadanos o a otros países soberanos, qué hubiera pasado acaso no estuviéramos invadidos o en la Corte Penal Internacional, pero como lo hizo la mayor potencia el caso de espionaje más grande de toda la humanidad no pasa absolutamente nada», dijo.

Correa consideró que «ya basta de la doble moral» y aseguró que los países latinoamericanos «no soportarán más abusos y arbitrariedad al derecho internacional».

«Lo que ha pasado con el hermano Evo Morales, lo que ha pasado con Bolivia ha pasado con todo latinoamericano, con toda Latinoamericana digna, es destrozar la Carta de las Naciones Unidas que dice que todos los estados deben buscar la amistad entre ellos, que dice que todos los estados de buena fe deben hacer respetar los principios constitucionales de las naciones unidas», fundamentó.

En esa dirección, reiteró su apoyo hacia el Presidente y el pueblo boliviano en su «justa exigencia de explicaciones y de disculpas por la agresión a la soberanía». (ABI)