OPINION TECNOLOGIA & INTERNET

La energía nuclear: ¿Será la solución a los problemas del mundo?

Hugo Pérez WhitePor: Hugo Pérez White
Las plantas nucleares generan residuos o desechos tóxicos altamente peligrosos para la población y que generalmente se depositan en instalaciones hechas ex profeso y cuidando las normas internacionales de seguridad ambiental y para cumplir con estas exigencias, se construyen en lugares estratégicos donde supuestamente no van a dañar el medio ambiente ni deteriorar la salud de la gente.
La basura nuclear es una grave amenaza para la población que debe heredar esta fuente de emisión radiactiva que produce cáncer, leucemia y malformaciones genéticas.
Ahora se suma la inquietud que ha provocado en el norte del país, el escuchar al presidente boliviano declarar al mundo entero en cadena de televisión y a todos los medios de prensa, que su decisión como jefe de estado de su país será llevar adelante el proyecto energético en base a la instalación de plantas termo nucleares en suelo altiplánico.
¿Será para impresionar al mundo que al tener en su suelo plantas atómicas, serán poderosos y podrán negociar mar y tierra con más propiedad y recuperar lo que no han podido lograr con la razón y el convencimiento democrático que dicen representar ante la comunidad americana?.
En el mundo actual tal como está distribuida la tierra que habitamos, existen solamente 29 países que poseen centrales atómicas y varias de ellas con una endeble historia de efectividad y mantenimiento por las catástrofes que han producido o se han visto envueltas por factores climáticos o desajustes de la naturaleza en que están emplazadas.
En nuestra América latina existen solamente tres países que poseen instalaciones atómicas y ellos son Argentina, Brasil y México y ahora Bolivia quiere entrar a la Liga de los poderosos y ya nuestros vecinos del norte están enarbolando la amenaza del miedo nuclear y hasta están dedicados a oponerse al tiempo horario haciendo retroceder los relojes para volver a vivir como en la época de nuestros antepasados.
Son maneras de ver la vida y la convivencia humana en una época en que se está luchando por regular los desajustes que está provocando el cambio climático y en el mundo se están haciendo denodados esfuerzos en tratar de disminuir la pobreza que amenaza a los pueblos del mundo.
Ahora estaremos cercados de reactores atómicos y nuestro futuro de vida seguirá siendo incierto y ya que estamos en esta vorágine de muerte tan cercana, sólo falta que nuestras autoridades también entren a esta carrera nuclear y empiecen los estudios de factibilidad energética a través de estas mortales instalaciones y asumir las funestas consecuencias que dichas centrales tendrían para quienes tengan que residir cerca de esta atmósfera cargada de energía negativa poniendo en inminente peligro la vida de los ciudadanos.
La energía nuclear o energía atómica es utilizada en el aprovechamiento para la obtención de electricidad y su aplicación puede ser usada con fines pacíficos o bélicos.
Es común referirse a la energía nuclear como un concepto más amplio que incluye los conocimientos y técnicas que permiten la utilización de esta energía en diversas actividades médicas y productivas que ayudan a vivir mejor, pero, siempre con la incertidumbre de por medio como ya ha sucedido en otros países con destrucción y muerte.
El recalentamiento de un reactor atómico en la central nuclear de Chernobil produjo una explosión tan infernal que lanzó al aire una carga energética calculada en quinientas veces más potente que la bomba atómica lanzada a la ciudad japonesa de Hiroshima durante la segunda guerra mundial y nadie quiere para su país una catástrofe de esta naturaleza.