Gendarmería celebro Día del Suboficial Mayor reconociendo su labor y trabajo

Gendarmería celebro Día del Suboficial Mayor reconociendo su labor y trabajo

En una emotiva ceremonia desarrollada en el complejo penitenciario de Alto Hospicio, se efectuó la ceremonia del Día del Suboficial Mayor de Gendarmería, oportunidad en que también se reconoció el ascenso de dos oficiales a sus grados superiores.
Suboficial Mayor de Gendarmeria distincion especialLa actividad fue presidida por la Seremi de Justicia, Lorena De Ferrari, junto al director regional de Gendarmería, coronel Iván Jorquera Gallardo, autoridades de la unidad penal, jefes de otras dependencias e invitados, familiares de los suboficiales y de los ascendidos.
Al inicio de la actividad, el capellán evangélico, pastor Oscar Faundez y el católico, Ignacio Lizana, elevaron una oración por los funcionarios de la planta dos que llegaron al último escalafón de su carrera penitenciaria y por los grados de los oficiales que a partir de ese instante usan su nueva condecoración.
Luego se entregó un reconocimiento a los suboficiales mayores Carlos Lobos, Gabriel Figueroa, José Villegas y Héctor García. La distinción la entregó el director regional, coronel Iván Jorquera.
Además, se reconoció a José Urrutia, Gerardo Navarro y Patricio Tapia. Entregó el reconocimiento el coronel Víctor Vera, alcaide del Complejo Penitenciario de Alto Hospicio.
Por su parte el directorio regional de la Asociación Nacional de Suboficiales, ANSOG, entregó un reconocimiento al suboficial mayor Gabriel Figueroa Jara, entrega que hizo el tesorero de esa asociación, cabo Guillermo Valdés.
También se distinguió al suboficial mayor en retiro, Hermecides Fuentealba, quien dejó las filas de la institución a comienzo de año. El reconocimiento lo entregó la presidenta de ANSOG, sargento Solange Alvarez.
Acto seguido se procedió a condecorar al suboficial mayor Patricio Tapia Poblete, quien cumplió 30 años de servicios, acto que cumplió el director regional coronel Iván Jorquera, junto a la esposa del uniformado.
En seguida el suboficial mayor, Gabriel Figueroa, agradeció el acto a nombre de sus compañeros de arma, recordando pasajes de la vida que varios vivieron en el CCP de Iquique, en especial cuando en ese tiempo los funcionarios albergaron a un perro que bautizaron como Sam, quien también colaboraba cuando se realizaban allanamientos. “Los mismos internos decían que preferían que los vieran los funcionarios, en vez de Sam, porque les dejaba más de algún recuerdo de sus filudos colmillos”. Además, son varios los nombres que hay que recordar los que tuvieron su paso por la cárcel de Iquique. De todos ellos siempre hubo una enseñanza, la cual se agradece”, dijo.
El director regional de Gendarmería, junto a la Seremi de Justicia, entregaron una rosa alas esposa de los suboficiales, como reconocimiento al apoyo y pilar fundamental en la carrera del funcionario.
Posteriormente se procedió al ascenso de los oficiales del Complejo Penitenciario. Recibió su nuevo grado de capitán a mayor, Jéssica Jiménez Moreno, quien fue investida por la Seremi de Justicia, Lorena de Ferrari, junto al esposo de la ascendida, Julio Toledo, su hijo Diego y Maythe.
Mientras que de mayor a teniente coronel, ascendió Mario Gómez. Lo invistió el director regional, coronel, Iván Jorquera y la esposa del ascendido y su hijo.
Antes de concluir la ceremonia el coronel Iván Jorquera, usó la palabra, para destacar el acto y resaltar la celebración del día del suboficial mayor. “En ocasiones tan importantes como la que hoy conmemoramos, lo cual en términos prácticos y concretos constituye la coronación de años de entrega honesta, leal y responsable en la institución, que implica necesariamente la incansable búsqueda de la materialización de los postulados institucionales”.
Además, reconoció la trayectoria de los suboficiales mayores, los que llegaron a la cúspide de una extensa y brillante carrera en la institución, “vaya para cada uno de ustedes mis más sinceras y afectuosas felicitaciones”, expresó.
El acto concluyó con un vino de honor en el casino de la unidad penal, donde reinó un grato momento.

prensa