ECONOMIA & INVERSIONES EMPRESA & EMPRESARIO REGIONAL

Director Independiente de Zofri acusa secretismo del Gobierno en Elección de Mesa

El también accionista Felipe Pérez afirmó que el SEP usó nuevamente el secretismo e implanta sobre la mesa una lista cerrada de nombres a ser votada por la asamblea, sin dar la oportunidad de informarse de las capacidades y de eventuales conflictos de interés que pudieran afectar el desempeño de los nuevos directores.

accionista-felipe-perez-zofri-iquiqueEn la última junta extraordinaria de accionistas de Zofri, fueron elegidos como directores Gabriela Krauss, Juan Carlos Toledo, María Magdalena Balcells, Perla Uribe, María Antonieta Estay, Juan Pablo Ruiz y Felipe Pérez, luego del terremoto vivido en la empresa pública por acusaciones de mala administración tanto de la mesa como de altos ejecutivos que fueron desvinculados.

Sin embargo, antes de la elección de la nueva mesa, el director independiente de la firma, Felipe Pérez, afirmó que “tan solo 14 meses atrás nos reunimos también en una junta extraordinaria de accionistas, convocada también a solicitud del accionista controlador, y también para revocar a la totalidad del directorio y elegir uno nuevo, todo ello con la publicidad y comentarios que ello genera, amén del retiro de la confianza que ello implica para los directores nombrados por ellos mismos”.

Grande fue la sorpresa, de acuerdo a lo que expuso en la junta extraordinaria de accionistas, “al comprobar que todos los directores a quienes el accionista controlador les restaba su confianza, fueron sin excepción reelegidos en la junta. Después se comprobó entonces que tanto alarde de revocar el directorio no era más que para llenar las tres vacantes dejadas por directores que asumieron tareas de gobierno. Se podría haber hecho todo de una forma más llevadera, sugerir al directorio los nombres para llenar las vacantes, pero no”.

El director independiente de Zofri acusó que el SEP hizo tabla rasa, “impuso sus votos sin mayor explicación, aunque de por medio se juegue con el respeto que los directores se merecían. Hoy nuevamente se revoca al directorio para elegir uno nuevo, y nos encontramos, una vez más, con el secretismo ya habitual del accionista controlador, el cual implanta sobre la mesa una lista cerrada de nombres a ser votada por la asamblea, sin que los señores accionistas aquí presentes hayan tenido la más mínima oportunidad de informarse respecto de ellos, de su expertise, sus capacidades, compatibilidades, si existen o no conflictos de interés que puedan afectar su desempeño, etc.”. (Estrategia)